Cirugía laparoscópica


Especialidad de Cirugía general y bariátrica

La laparoscopia es una técnica quirúrgica de inspección de la cavidad abdominal que no necesita realizar incisiones grandes. Durante el procedimiento de cirugía laparoscópica, se introduce en el abdomen un laparoscopio, que es un tubo que contiene un sistema óptico acoplado a una fuente de luz. La cámara permite al médico inspeccionar, desde un monitor, los órganos pélvicos y, si es necesario, introducir otros instrumentos a través del mismo laparoscopio para corregir algún problema. Las ventajas de la laparoscopia quirúrgica son muchas, por lo que se aplica en diversas especialidades. En urología se requiere menor tiempo de hospitalización y recuperación, hay menos posibilidades de complicaciones infecciosas, disminuye el dolor postoperatorio y no quedan cicatrices visibles. En ginecología se usa para realizar la inspección de algunas patologías o procesos ginecológicos: quistes, miomas, histerectomías, enfermedades inflamatorias pélvicas, embarazos ectópicos, etc. Además, la laparoscopia se utiliza en otras especialidades médicas y procesos como el cáncer de próstata, la varicele o algunas enfermedades renales.

Vídeos relacionados con Cirugía laparoscópica