Cirugía Funcional de la Nariz

Índice

  1. - ¿Qué es la Cirugía Funcional de la Nariz?
  2. - ¿Por qué se realiza?
  3. - ¿En qué consiste la Cirugía Funcional de la Nariz?
  4. - Preparación para la Cirugía
  5. - Cuidados tras la Cirugía Funcional de la Nariz
  6. - ¿A qué especialista acudir?

¿Qué es la Cirugía Funcional de la Nariz?

La Cirugía Funcional de la Nariz, también llamada Septoplastia, es la operación de nariz destinada a corregir aspectos funcionales en el tabique, la punta o la anchura. Se puede realizar bajo anestesia local o general, según el área a tratar. 

Cirugía Funcional de la Nariz

¿Por qué se realiza?

El motivo por el que se realiza la Cirugía Funcional de la Nariz es un problema de la nariz, principalmente un tabique nasal torcido, inclinado o deformado que dificulta la respiración a través de la nariz.

Otras causas para realizar la cirugía son:

  • Cornetes Nasales Hipertrofiados: Eso puede ser por factores genéticos o por alergias
  • Tumores: Si bien es mucho menos frecuentes, también aparecen. A veces se manifiestan por Obstrucción Nasal como primer síntoma
  • Sangrado nasal: Que no se puede controlar si no se trata mediante cirugía

¿En qué consiste la Cirugía Funcional de la Nariz?

El cirujano hace una incisión por un lado de la nariz, dentro de la pared. A continuación, levanta la membrana mucosa que cubre la pared y mueve, reacomoda o extrae el hueso o cartílago que esté provocando problemas en esa zona. Finalmente, pone de nuevo la mucosa en su lugar y la sostiene mediante compresas, puntos de sutura o férulas.

Preparación para la Cirugía

Antes de la intervención, el paciente se reúne con el especialista para informarle sobre su historia clínica y sobre los medicamentos que está tomando, hierbas o fármacos sin receta. Puede que haya que dejar de tomar cualquier fármaco que dificulte la coagulación de la sangre. El paciente tampoco puede haber comido ni bebido nada desde la medianoche de la noche anterior a la cirugía.

Cuidados tras la Cirugía Funcional de la Nariz

El paciente puede volver a casa el mismo día de la intervención. El médico puede tapar ambos lados de la nariz con algodón o materiales esponjosos para prevenir hemorragias nasales.

Normalmente, estos tapones se retiran al cabo de un día o un día y medio. Al principio puede aparecer hinchazón y drenaje durante algunos días.

¿A qué especialista acudir?

El médico especialista en realizar una Cirugía Funcional de Nariz es el Otorrinolaringólogo

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar sus preferencias AQUI.